Recursos Humanos líquidos

El poder disruptivo de los cambios cada vez más frecuentes del entorno VUCA (volátil, incierto, complejo y ambiguo) en que vivimos, —en donde la transformación digital es uno de los principales motores—, obliga a las organizaciones a alterar su forma de pensar y de actuar. Cuando no es posible controlar y predecir la incertidumbre, —debido a que el cambio es la constante habitual—, las empresas deben estar preparadas para lo impredecible y deben saber transformarse de forma continua para responder con eficacia a las presiones del cambio.

Para descargar o ver el artículo de Antonio Peñalver:

Este sitio web utiliza cookies y le pide sus datos personales para mejorar su experiencia de navegación.